<
>

La ventaja es del 'Rossonero'

LYON (EFE) -- El Milan arrancó un empate en el campo de un tímido Lyon por 0-0, que deja pendiente la eliminatoria de cuartos de final de la UEFA Champions League al partido, de la semana próxima, en San Siro.

Los italianos lograron preservar intacta su ventaja de campo, tras su paso por Gerland, ante un Lyon conservador que sólo en la segunda mitad mostró la ambición que se le supone a un local, sobre todo, tras los impresionantes números que había exhibido hasta ahora en la competición europea.

El Milan marcó el territorio de salida y, con una asfixiante presión, relegó al Lyon a la labor de achicar agua en defensa, una tarea en la que se aplicaron sin tregua los brasileños Cris y Cacapa, auténticos rompeolas en los que se estrelló la marea milanesa.

Lo poco que dejaron escapar los brasileños se encontró con un brillante Gregory Coupet, que amargó la noche al ucraniano Andriy Shevchenko. El máximo goleador de la competición que vio cómo hasta en tres ocasiones sus disparos se estrellaban en el guardameta francés.

Sin el brasileño Juninho Pernambucano en el campo, la brújula de los lioneses, el equipo perdió el rumbo del centro del campo y tardó toda una mitad en asomar en el partido.

Más asentado, el Milan dominó el juego aunque no logró desbordar a los franceses. El también brasileño Serginho desbordó por la izquierda y Andreas Pirlo y Gattuso reinaron en el centro del campo, pero su hegemonía no dio frutos.

Si "Sheva" no tuvo su noche, Kaká estuvo desaparecido y Alberto Girardino mantuvo su maldición europea y apenas intervino en el juego.

Los lioneses rompieron en pocas de ocasiones el dominio italiano, la más clara de ellas en un saque de falta con el que Benoit Pedretti a punto estuvo de sorprender a Dida, que se rehizo con tiempo suficiente para desviar lo justo el balón para que lamiera el poste.

El segundo período cambió la pinta del partido. Más agresivo, el Lyon se deshizo de la presión italiana y comenzó a aparecer en el área de Dida, que vio como sus compañeros recularon y cedieron la iniciativa del juego.

La entrada del brasileño Fred por el noruego Carew dinamizó un poco el ataque francés, que pese a todo se mostró incapaz de elaborar ocasiones de gol.

El estirón del Lyon dejó más espacios en su zaga y Shevchenko apareció más en el juego, pero el ucraniano siguió encontrándose con un inspirado Coupet.

Este partido de cuartos de final se disputó en el estadio Gerland, de Lyon, ante 40.000 espectadores.