<
>

La alegría es chilena

LA PAZ (EFE) -- La Universidad de Chile le ganó 2-1 a Aurora, en Bolivia, y se clasificó para los octavos de final de la Copa Santander Libertadores, gracias a que en el otro partido de la sexta fecha del Grupo 7 el brasileño Gremio goleó 3-0 al colombiano Boyacá Chicó en Porto Alegre y lo dejó afuera.

La 'U', que con 10 puntos finalizó con uno más que el equipo colombiano, acompañará a Gremio en la siguiente ronda gracias a que ganó en Cochabamba con goles de Marco Estrada (m.14) y Juan González (m.73), con los que superaron el tanto anotado por el paraguayo Derlis Paredes (m.20) para Aurora.

Por su parte, el conjunto boliviano terminó así su segunda actuación en la Libertadores sin haber sumado ni un solo punto. En su primera participación, en 1964, logró un sola unidad.

Los chilenos se adelantaron en el minuto 14 con el gol de Estrada, que clavó en el arco cochabambino un tiro libre directo ejecutado con un magistral zurdazo directo a la escuadra de un impotente Silvio Dulcich, quien arrodillado, se limitó a mirar el balón entrar en su arco.

En ese momento, y con Gremio derrotando al Boyacá Chicó en el otro partido del grupo en la cuidad brasileña de Porto Alegre, la 'U' ya estaba dentro de los octavos de final.

Pero no pasaron ni cuatro minutos para que los bolivianos volvieran a dejar momentáneamente fuera del torneo con el 1-1 anotado por el paraguayo Derlis Paredes en el minuto 20.

Paredes cabeceó de espaldas desde el punto del penal un balón colgado al área y coló la pelota por la mismísima escuadra, donde no llegó el portero Miguel Pinto, a pesar de su espectacular vuelo.

El segundo tiempo comenzó con los chilenos poniendo de manifiesto sus urgencias, ya que ante la 'cenicienta' del grupo estaban desperdiciando una oportunidad de oro para pasar a octavos con un Boyacá Chicó que para entonces ya estaba siendo goleado en Brasil.

Con los chilenos diluyéndose poco a poco, la 'academia celeste' comenzó a dominar y a llevar el partido al borde del área visitante, donde comenzó a ponerse de manifiesto su alarmante falta de capacidad de definición.

Una de las más claras oportunidades llegó en el minuto 66, cuando Nelson Sossa desperdició solo ante un Pinto vencido y de forma casi incomprensible una clarísima oportunidad al disparar demasiado cruzado en una ocasión que la gente en la tribuna ya cantaba como gol.

Con la tragedia de la derrota calando como posible en los futbolistas del cuadro chileno, el defensor Juan González (m.73) cabeceó a gol un saque de esquina y le cambió la cara a todos sus compañeros, que por fin se veían en los octavos de final.

Desde ahí al final, la blanda delantera boliviana no pudo hacer nada ante el buen partido del arquero Pinto, que se convirtió en el más destacado de los chilenos al salvar a su equipo hasta en otras dos claras ocasiones.

Este partido de la sexta y última fecha del Grupo 7 se disputó en el estado Félix Capriles de Cochabamba, situado a unos 2.600 metros sobre el nivel del mar, ante 7.000 espectadores.