<
>

A Guardado no le alcanzó y Lainez no llegó

play
Sin Messi ni Suárez, Griezmann se robó el protagonismo en su debut oficial en el Camp Nou (1:51)

Barcelona terminó goleando al Betis de Guardado con un doblete del francés que destrabó un partido que se complicaba. (1:51)

Ausente en la primera jornada para tener tiempo de alcanzar el punto físico, Andrés Guardado estrenó su temporada en una mala noche, con el Betis arrollado en el Camp Nou por un Barcelona al que consiguió controlar durante media hora para, después, caer arrodillado junto a sus compañeros.

El Betis quiso pero no pudo y Rubi decidió sacar del escenario al capitán en cuanto el campeón logró el 4-1 para sentenciar un partido ya imposible para los suyos. Durante su hora de juego Guardado transitó entre el susto inicial, la solvencia tras el gol de Fekir y la impotencia ante un rival desatado en el comienzo de la segunda mitad, abandonado por Canales en la presión y sin la colaboración de William Carvalho, quien también se vio arrastrado por la tormenta azulgrana.

No pudo evitar el derrumbe Guardado y no tuvo apenas tiempo de reivindicarse Diego Lainez, quien no jugó en la primera jornada y disfrutó de 15 minutos insustanciales en el Camp Nou, entrando por Canales poco antes de que Griezmann le regalase a Arturo Vidal el 5-1.

El joven delantero mexicano intentó, sin mucho éxito, asociarse con Joaquín, buscar a Loren y combinar con Fekir o Kaptoum, pero el depresivo momento de su equipo, derrumbado tras el gol del chileno, le arrastró junto a la decepción general verdiblanca.

El Betis, que hace menos de un año disfrutó de una tarde para la historia, con un 3-4 que acabó por ser la única derrota del Barça en el Camp Nou, acabó esta noche de sábado derrumbado y entregado. No pudo mantener al equipo Guardado primero y no pudo, no tuvo tiempo, Lainez después.