<
>

Niners anticipan que Jalen Hurd se perderá la temporada por lesión

play
Los 49ers practicaron equipados por primera vez (1:00)

Los San Francisco 49ers entrenaron por primera vez con protección con miras a la próxima temporada. (1:00)

Jalen Hurd vuelve a quedar fuera de la temporada por otra lesión, en 2019 fue la espalda, ahora son los ligamentos

SANTA CLARA, Calif – El debut en la temporada regular del receptor de los San Francisco 49ers, Jalen Hurd, en la NFL parece que tendrá que esperar al menos otro año.

Hurd tuvo una resonancia magnética en la rodilla derecha el lunes, cuyos resultados aún no estaban disponibles cuando el entrenador Kyle Shanahan habló con los medios después de la práctica. Pero Shanahan dijo que “se sorprendería” si Hurd no sufriera un desgarro del ligamento cruzado anterior de la rodilla derecha. Eso significa que Hurd, quien fue una selección de tercera ronda en el draft de la NFL de 2019 pero no jugó como novato debido a una lesión en la espalda, probablemente pasará dos temporadas completas sin aparecer en un juego de temporada regular para los Niners.

“Es algo bastante desafortunado para él”, dijo Shanahan. “Sabemos por lo que pasó el año pasado con su espalda. El tipo ha trabajado tan duro como cualquiera en nuestro equipo para regresar. Que se lastime antes de que realmente pueda salir, es muy desafortunado. Realmente me siento mal por el chico, pero volverá el año que viene”.

La racha de mala suerte de Hurd continuó el domingo, cuando, parece, se le atascó el pie derecho mientras corría una ruta. A Hurd se le dobló la rodilla y cayó al suelo, donde permaneció unos minutos antes de poder entrar. Debido a que fue una lesión sin contacto, a los Niners les preocupaba que pudiera ser significativa.

Hurd ni siquiera había participado plenamente en la práctica dominical de San Francisco. Debido a la lesión en la espalda que lo mantuvo fuera durante todo 2019, los Niners intentaron ayudarlo a regresar a la mezcla haciéndolo trabajar individualmente, luego moviéndose al campo para volver a subir antes de unirse a la refriega de práctica.

La lesión de Hurd es solo el último de una serie de golpes al cuerpo receptor relativamente inexperto de los Niners. El principal receptor Deebo Samuel ya está fuera con una fractura en uno de sus pies, el suplente Richie James Jr. está lidiando con una muñeca rota y el veterano Travis Benjamin optó por no jugar la temporada.

Los Niners firmaron a los receptores Tavon Austin y J.J. Nelson la semana pasada con el fin de proporcionar profundidad y están trayendo al veterano Jaron Brown para un entrenamiento esta semana. Brown tiene que pasar por los protocolos de prueba de COVID-19 antes de que pueda ser autorizado para unirse al equipo. Tal como está, el equipo tiene solo ocho receptores sanos, muchos de los cuales tienen poca experiencia en juegos de la NFL. Por todo ello, los Niners buscan agregar no solo cuerpos, sino también receptores con experiencia.

“Es muy difícil cuando tienes 80 (jugadores) y pierdes tres receptores antes de empezar a practicar”, dijo Shanahan. “Estos tipos cuentan hasta que los envías a la lista de reservas lesionados, y solo hay un tipo (Hurd) al que podemos enviar ahora con el ACL (ligamento cruzado anterior) y no lo recuperaremos. Así que lo primero que necesitamos son números, pero cuando tienes a chicos que tienen una buena oportunidad de llegar al equipo, gente como Deebo, Richie, y que no estarán, más vale que traigas a otros; sí, necesitamos números, pero también que tengan la habilidad de jugar en esta liga”.