<
>

Mordidas, paracaidistas y golpes bajos: Los momentos más bizarros en un ring de boxeo

play
Revanchas notables de pesos pesados (1:36)

De cara a Wilder-Fury II, vemos algunas de las revanchas más famosas del peso máximo. (1:36)

Cada vez que un aficionado se presenta en una arena de boxeo, espera sin duda emociones fuertes. Está pendiente a una que otra sorpresa, quiere ver con la mano en alto a su peleador preferido y anticipa, evidentemente, muchos nocauts.

Sin embargo, hay veces que las cosas se salen de control y surgen instantes que quedan para la historia más por su notoriedad que por actos deportivos, como una mordida de oreja, broncas monumentales, aparición de karatecas y aterrizajes forzosos.

Sin duda habrá muchos más, pero aquí van algunos de los momentos más extraños en la historia del boxeo.

MÁS: Los mejores apodos en el boxeo profesional

Mordida de Tyson a Holyfield

La esperada revancha entre Mike Tyson y Evander Holyfield llegó el 28 de junio de 1997 en el MGM Grand de Las Vegas. ‘The Real Deal’ Holyfield ganó la primera pelea por nocaut, pero en la segunda, Mike le tenía una sorpresa, y no fue precisamente algo reglamentario. En pleno tercer round, Tyson le metió tremenda mordida que le arrancó un pedazo pequeño de oreja. Aunque en ese momento no lo descalificaron, pues sólo le bajaron un punto, Tyson trato de morder de nuevo a Holyfield, y apenas acabó el round, se decretó la descalificación y se consumó lo que es probablemente el momento más bizarro de la historia del deporte.

Un paracaidista aterrizó en medio de Holyfield-Bowe II

Si hay dos boxeadores que parecían imanes de cosas extrañas sobre el ring fueron Riddick Bowe y Evander Holyfield, dos excampeones de peso pesado que se enfrentaron por segunda vez en noviembre de 1993 en el Caesars Palace de Las Vegas (una arena al aire libre). Durante el séptimo round aterrizó un paracaidista, lo cual ocasionó un retraso de varios minutos para que se reanudara la pelea que terminó ganando Holyfield. Años atrás, a Bowe lo agarró a patadas Elijah Tillery en pleno ring y ganó por descalificación.

El tío golpeador casi noquea a Uzcátegui

Andre Dirrell y José Uzcátegui se enfrentaron el 20 de mayo de 2017 en Maryland con el campeonato interino de los supermedianos de la Federación Internacional de Boxeo en juego. La pelea pintaba para ‘Bolivita’ Uzcátegui, pero dio un golpe sobre el sonar de la campana en el octavo round y fue descalificado por el réferi. El momento bizarro llegó cuando José estaba ofreciendo disculpas a su rival, y el tío de Dirrell, Leon Lawson, le metió tremenda combinación al venezolano que apenas pudo aguantar, y evidentemente por ello fue castigado.

Batallas campales causadas por golpes bajos

No han sido pocas las veces que los golpes bajos causaron estragos en el ring. En 1996, Andrew Golota fue descalificado en el séptimo round por golpear abajo a Riddick Bowe, y se armó tremenda guerra entre equipos en pleno Madison Square Garden. En abril de 2006, en el Thomas & Mack Center, Zab Judah golpeó abajo del cinturón a Floyd Mayweather y luego le remató con otro en la nuca, lo cual propició que Roger Mayweather - tío y entrenador de Floyd - tratara de golpear a Judah, ocasionando que se metieran ambos equipos a cruzar metralla. Por cierto, muchos creen que debieron descalificar a Mayweather por la intromisión de su entrenador.

Hay malos perdedores y James Butler

Richard Grant y James Butler se enfrentaron en noviembre de 2001 en Nueva York. Un combate pactado a 10 asaltos. Se acabó la pelea y al final en las tarjetas ganó Grant por dos tarjetas de 97-93 y una más de 96-94. Cuando estaba por despedirse de Butler en el ring, Grant recibió tremendo gancho que lo dejó noqueado, en vez de celebrando la victoria. Butler enfrentó cargos contra la justicia, y no pudo combatir durante muchos meses. Desafortunadamente para Grant, las cosas tampoco mejoraron mucho en su carrera tras ser noqueado meses después.

Se quedó sin rival cuando sonó la campana

Curtis Harper decidió hacer una protesta en pleno cuadrilátero por no recibir el sueldo que creía merecer, y se bajó apenas sonó la campana de su pelea ante Efe Ajagba, programada a seis episodios en los pesos pesados en el Minneapolis Armory de Minnesota. Ajagba, que noqueó a todos los cinco rivales que había enfrentado - cuatro de ellos en el primer round - se quedó estupefacto en el ring, y terminó ganando la pelea por la vía de la descalificación en un acto histórico y sorpresivo.

Un karateca y acción gratis pintaron Pelea de las Zetas

La esperada pelea de las Zetas, entre los noqueados mexicanos Carlos Zárate y Alfonso Zamora, tuvo un poco de todo, más allá del nocaut que le endilgó el primero al segundo en apenas cuatro episodios. En el primer round, se metió un tipo al ring que fue detenido por el réferi, haciendo poses de karateca antes de ser sometido por la policía. Al final de la batalla, el padre de Zamora se fue con todo en busca de pleito con el manager de Zárate, Arturo ‘Cuyo’ Hernández, quien antes había llevado la carrera de Alfonso.

El nuevo campeón terminó debajo del ring

El filipino John Riel Casimero es uno de los peleadores a los que suelen llamar trotamundos. Ha peleado muchas veces fuera de su natal Filipinas, y una de ellas fue en febrero de 2012 en Argentina, cuando disputó el cetro interino de minimosca de la Federación Internacional de Boxeo ante el local Luis ‘Mosquito’ Lazarte. En una batalla muy ríspida, Casimero noqueó en 10 rounds a Lazarte, pero el público empezó a aventar de todo al ring, atacando al equipo del filipino que tuvo que meterse bajo el ring. No salieron del inmueble sino hasta unas horas después del peligro.

MÁS: Las arenas más icónicas del boxeo profesional

Tuvo para pegarle a su rival y también al entrenador

El boxeo de Puerto Rico difícilmente olvidará la noche del 29 de octubre de 2016. Ese día en el Coliseo Roberto Clemente se realizó un combate entre dos excampeones Juan Manuel López y Wilfredo Vázquez Jr., quienes no atravesaban sus mejores momentos en el ring. El ambiente previo fue muy bueno, pero ya en la pelea, se elevó a más no poder. ‘Juanma’ noqueó a ‘Papito’ en el undécimo round, y cuando celebraba, decidió tundir también al entrenador, aunque no contó con que también Albert Rivera traía fuego en los nudillos y cruzaron metralla ante la estupefacción de los presentes.

Salió volando del ring y no pudo continuar

Una de las derrotas que más debió doler al campeón puertorriqueño Kermit Cintrón fue la que tuvo en mayo de 2010 contra del estadounidense Paul Williams, a quien enfrentó en un combate pactado a 12 episodios en peso súper welter. La pelea iba en el cuarto round, pero tras un empujón, Cintrón salió volando del ringentre la segunda y tercera cuerda, acabando en la zona técnica tras golpearse con una mesa adjunta al ring. Kermit terminó lesionado y no pudo continuar. Williams se llevó la victoria por decisión técnica en cuatro rounds.

¿Recuerdan algunos más?